Torrás Abogados: 25 años al Derecho


Foto: Torrás Abogados

09 Octubre del 2017

Discurso del Dr. Helí Abel Torrado, socio fundador de Torrás Abogados, en la celebración del 25º aniversario de la firma.

Queridos amigos:

Cuando hace 25 años tomé la decisión de fundar una Firma de Abogados, lo hice pensando, acaso de manera ilusa, en que su objeto social fuera amplio, que ambiciosamente abarcara distintas disciplinas del Derecho, tanto en aspectos concernientes a la consultoría legal, como en asuntos de litigios.

No obstante esa idea inicial, prontamente decidí ahondar en el estudio del Derecho de Familia, y escogí su práctica como eje principal del desarrollo de la Firma. También comprendí que el éxito de nuestra gestión no solo estaba en esa rama puntual, sino en la necesidad y conveniencia de armonizarla con otras disciplinas jurídicas, puesto que la enseñanza obtenida de la experiencia era que el manejo de los conflictos de familia lleva al examen y tratamiento de problemas de otras especialidades jurídicas.

Fue ese el motivo por el que esa idea cambió de manera sustancial, al punto de que, en la actualidad, nuestra política no es actuar como un “supermercado legal”,ofreciendo toda clase de servicios, sino la de consolidarnos como una Firma “nicho”, reconocida por nuestra especialidad. En otras palabras, hemos apostado más por la especialización, que por la diversidad.

Con el correr del tiempo, han sido muchas las experiencias adquiridas con el grupo de profesionales vinculados a la Firma. Evidentemente, la actividad legal registra de forma dinámica un mayor número de pleitos que, por ser cada día más engorrosos y demorados, nos han llevado a la búsqueda de métodos alternativos para solucionarlos, y nos han conducido al desarrollo de operaciones de consultoría para el buen manejo del legado patrimonial, empresarial y personal, especialmente canalizadas hacia la familia y a las empresas familiares. Al fin y al cabo, la misma práctica del Derecho de Familia ha servido para extender nuestros servicios relacionados con la asistencia legal en la búsqueda de una manera más eficiente y pacífica de administrar el patrimonio, y de planear su sucesión a las nuevas generaciones, así como el apoyo en la confección de protocolos de familia, de códigos de buen gobierno corporativo, en la estructuración asociativa de los activos, y en la asesoría a las familias empresarias. En ese sentido, hemos aprendido a distinguir entre los retos de la familia y los retos del negocio familiar.

La consecuencia de la implementación de esa política es que hoy, después de haber iniciado nuestras operaciones en el mes de octubre de 1992, TORRÁS ABOGADOS sobresale por su especialidad en el ejercicio del Derecho de Familia, en la asesoría jurídica a las empresas de familia y en la implementación de programas de Planeación Patrimonial Familiar, estos últimos con características muy propias, y únicas en el mercado, enfocadas a una asesoría jurídica preventiva. Obviamente que para prestar esos servicios se requiere el ejercicio interdisciplinario de otras áreas de práctica, tales como el Derecho Mercantil, el Derecho Laboral y de Seguridad Social, y el Derecho Tributario.

Para estos propósitos, TORRÁS ABOGADOS cuenta con un grupo de profesionales altamente competentes, que renuevan día a día sus conocimientos y han adquirido maravillosas experiencias, frente a todos los cuales deseo plasmar en esta noche mis infinitos agradecimientos, porque ha sido con ellos que hemos construido esta empresa legal, y con quienes prestamos servicios jurídicos, con los más elevados niveles de excelencia.

Quiero también hacer una manifestación de agradecimiento a mi esposa – lamentablemente ausente por una incapacidad médica -, a mis tres hijos y demás familiares que durante todo este tiempo han permanecido solidarios y han colaborado con una causa llena de entusiasmo, pero también de vicisitudes y riesgos.

De igual manera, utilizo esta pausa para agradecer a los señorespanelistas que intervendrán estatarde para transmitirnos sus conocimientos e ilustrarnos sobre las técnicas de Dirección y Gobierno Corporativo de las Empresas de Familia.

En TORRÁS ABOGADOS somos conscientes de que las empresas de familia tienen características propias en su conformación, formalización, gestión y consolidación, de manera que una adecuada asesoría legal para su funcionamiento interno y externo no puede mirarse únicamente bajo la óptica corporativa tradicional. Por eso decía que este tipo de compañías requieren de una asesoría jurídica especial, que combinelas áreas de práctica empresarial, con un amplio conocimiento del Derecho de Familia, del Derecho Civil y de los entornos que rodean a la familia empresaria.

Por esos motivos, desde hace varios años llegamos a la conclusión de la necesidad de estructurar un grupo profesional interdisciplinario, que permitiera ofrecer con solvencia una atención integral del cliente originado en el Derecho de Familia, pero que requiere un acompañamiento más amplio. Fuimos conscientes de que el tiempo cambia las cosas, y que en las relaciones con los clientes se identifican otras necesidades, que debemos atender con prontitud y buen servicio.

De otra parte, como ciudadano del común, y también como abogado, no quisiera desaprovechar este mensaje de saludo,para referirme a unas circunstancias bochornosas que ensombrecen gravemente el desempeño actual y la imagen de un sector de la judicatura en Colombia, con la complicidad de algunos abogados inescrupulososque han sobrepasado los límites que imponen la moral y las buenas costumbres. Esos descuidos en la integridad profesional, tanto de los togados, como de los abogados partícipes en oscuros comportamientos, han terminado por transformar una conducta dolosa de unos pocos, en algo verdaderamente catastrófico para la Rama Judicial.

Recientemente, en uno de mis escritos,divulgado por un medio de comunicación y en las redes sociales, recordaba aquel pasaje de la biblia en el que Jesucristo les expresó a sus discípulos:

“Ustedes son la sal de la tierra, y si ustedes se corrompen, ¿cómo evitar que se corrompa el pueblo cristiano?”.

En efecto, si el organismo de más alta jerarquía en la jurisdicción ordinaria se corrompe, ¿qué podría estar ocurriendo con los magistrados de tribunales, los jueces de la República, los secretarios y demás dependientes judiciales?
Y, ¿cómo puede explicárseles esta situación a los profesores y estudiantes de las escuelas de Derecho? ¿Qué decirle al ciudadano que requiere pronta, recta y cumplida Justicia?

También decía que, en otros tiempos, cualquier estudiante de Leyes, o abogado recién egresado, veía en una magistratura de las altas Cortes el mayor de sus sueños, su más caro ideal. Pero advertía que, de un tiempo a esta parte, quizás durante los últimos 20 o 30 años, de manera soterrada se ha venido produciendo una pérdida progresiva de valores, una degeneración moral y tanta acumulación de bajezas, que han terminado por corroer laestructura misma del sistema judicial.

De ahí que, en asocio de todos nuestros colaboradores, haga una invocación para que el desempeño de las Firmas de Abogados se sustente en un elevado nivel, pero con alta integridad moral. La cultura de nuestras empresas debe sustentarse en una armoniosa relación entre la productividad y la ética. Que nuestros líderes y empleados compitan de manera entusiasta y esforzada, para cumplir todos los días las más exigentes metas económicas, pero que lo hagan dentro de los márgenes y límites de la Ley y de la moral. Nuestras normas y valores nos exigen que caminemos por el camino correcto. Ese es “El Derecho de las Cosas”.

Helí Abel Torrado.

Bogotá, D.C., octubre 4 de 2017

Compartir



Asesoría con expertos



Carrera 14 No. 75 – 77, Oficina 703
PBX: (+571) 249 3221
Bogotá, D. C., Colombia.

Síganos
FacebookTwitterTwitter
Miembro de:
Cámara de Comercio Hispano Colombiana
Corte ConstitucionalCorte Suprema de JusticiaConsejo de EstadoCentro de Arbitraje y Reconciliación de la Cámara de Comercio de BogotáSuperintendencia de Sociedades

Política para el tratamiento de datos personales

Panda Consulting S.A.